Ayuda en tiempo de Coronavirus

Iniciativas solidarias. Foto:rtve.es
Iniciativas solidarias. Foto:rtve.es

España está sumida en una pandemia desde el 14 de Marzo, el COVID-19 se ha llevado por delante a miles de vidas humanas, el sufrimiento de las familias y la tristeza de un país entero ha marcado un antes y un después en la vida, y el desarrollo de cómo conocíamos que era está antes de que el virus más letal llegase a nuestras vidas.

A pesar del sufrimiento y de estar confinados durante 65 días las personas han sacado a relucir su lado más solidario.

Empresas solidarias

José Antonio Redondo, dueño de Optima Cleaning & Healtcare, una empresa que fabrica productos biocidas enfocados al ámbito veterinario y hostelero, confiesa que para él en estos casos es más importante ayudar a las personas que sacar beneficio económico. Cuando saltaron las alarmas centro la producción de su empresa en la fabricación de geles hidroalcohólicos para el ámbito clínico. A su vez donó productos para desinfectar calles y avenidas a los Ayuntamientos de los pueblos cercanos al lugar dónde tiene su fábrica.

Multinacionales como Seat han destinado parte de sus instalaciones para fabricar respiradores; un grupo de trabajadores voluntarios de Renault bajo el lema «Renault al rescate» han realizado viseras de protección, con ayuda de impresoras 3D que la propia empresa les presto para poder trabajar desde sus hogares, una vez hechas fueron repartidas por centros geriátricos.

Ante el gran aluvión de enfermos y el colapso de los hospitales la cadena hotelera Room Mate ofreció sus instalaciones en la ciudad de Madrid, aportando 9.000 camas; a está iniciativa se le sumaron 40 establecimientos hoteleros a lo largo de todo el país.

Ayudas a través de Internet

Internet ha cobrado mayor importancia, si cabe, en está trágica situación. No solo se ha usado para el teletrabajo o telestudio, si no que además, se ha usado como plataforma para dar voz a ayudas. Profesionales han ofrecido sus servicios de forma gratuita desde psicólogos hasta médicos que realizaban consultas vía telefónica.

Las redes sociales y sus característicos hashtags han alzado la voz de miles de personas dispuestas a ayudar, sin ir más lejos, en Zaragoza se ha creado el hashtag #ZGZAyuda, una plataforma que pone en contacto a personas dispuestas a ayudar a otras; estas ayudas pueden ser desde una llamada por teléfono a aquellos mayores que se encuentran solos en sus viviendas, hasta hacer la compra a personas vulnerables o dependientes.

A través de Twitter Cristina Marín, cirujana en el Hospital de La Princesa lanzó una iniciativa para ayudar a los pacientes afectados por coronavirus a través de cartas. Ella misma creó una cuenta de Gmail al que se podían mandar las cartas que posteriormente serían entregadas a los enfermos.

La Dirección General de Protección Civil y Emergencias en colaboración con Cruz Roja Española lanzó la campaña #YoHagoPorTi para animar a los ciudadanos a ayudar a las personas más vulnerables y ha dado 10 consejos para que se realice de una forma en la que no se ponga en peligro a ninguna de las dos partes.

10 consejos para la campaña #YoHagoPorTi
10 consejos para la campaña #YoHagoPorTi

Ayudas caseras

Aquellas personas que han tenido que estar en completo confinamiento también han querido ayudar, desde los ya míticos aplausos a las 20 horas en apoyo a todos los sanitarios, hasta cientos de mujeres que han convertido los salones de sus casas en talleres de confección de mascarillas. En la localidad de Villamartín (Cádiz) el pueblo se ha volcado ante está iniciativa logrando confeccionar 300 mascarillas diarias.

Vecinos solidarios

Las comunidades de vecinos también se han unido más que nunca, mensajes en los ascensores, ejercicio dirigido desde los balcones, conciertos, o incluso grupos de WhatsApp para darse apoyo mutuo son algunos de los ejemplos que hemos podido observar en estos más de dos meses de confinamiento.

A pesar de ser un país que muchas veces muestra desavenencias hemos demostrado que ante una crisis mundial sabemos sacar nuestro lado más solidario.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *